En EE.UU. se promulga ley que protege las expresiones de fe en las escuelas de Indiana

“Estudiantes de escuelas públicas pueden orar o participar en actividades religiosas o expresiones religiosas, antes, durante y después del día escolar”

El Proyecto de la Cámara 1024 aceptó una nueva medida en las escuelas públicas de Indiana. La oración vuelve a ser libre en las escuelas pero ordena no forzar a participar de ella. “Se trata de dar a los alumnos la capacidad de expresar su fe sin temor a la discriminación. Así como permitir a las personas practicar su fe, pero no forzar a aceptar sus creencias”, dijo el patrocinador Rep. John Bartlett.

Este proyecto que fue presentado el mes pasado dice, “Estudiantes de escuelas públicas pueden orar o participar en actividades religiosas o expresiones religiosas, antes, durante y después del día escolar”. Además, destaca que los estudiantes pueden llevar símbolos religiosos y que no deben ser discriminados en la inclusión de temas religiosos en sus tareas escolares.

El senador Luke Kenley de R-Noblesville, comentó al respecto, “Creo que el proyecto de ley va a ser un desafío para las escuelas y corporaciones escolares a implementar. Pero creo que sirve a un propósito digno”. Mientras que algunos creen que la legislación es innecesaria, Bartlett dice que la medida ayudará a proporcionar orientación para las escuelas que no están seguros de cómo manejar las expresiones de fe en el campus.

“Muchas escuelas tienen miedo de tener la oración en las escuelas o autorizar a sus estudiantes para orar, porque tienen miedo de una demanda”, ha indicado. La estudiante Mary Zakrajsek testificó ante el Comité de Educación y Desarrollo de la Carrera del Senado que es intolerante aceptar ideologías contrarias a su fe y que la suya sea discriminada, siendo un país que tuvo como principio las Santas Escrituras.

El primer libro de texto utilizado en las colonias americanas, incluso antes de la fundación de la nación fue “ The New England Primer ,” se centró en gran medida de las Escrituras, y se dice que era el más popular en las escuelas públicas y privadas. “Sálvame, oh Dios, de todo este mal día, y me dejó amar y servir a ti para siempre, por el bien de Jesucristo, tu Hijo”, decía.

Fuente: Gaceta Cristiana

Envía tus Noticias Cristianas